jueves, 15 de noviembre de 2012

unbalanced state of mind

Fue,
creo,
el movimiento de sus pies dentro de sus zapatos.
Los dedos golpeando
 - un niño que se mueve en el útero de su madre -.
Habré de destrozarle para no amarle,
pensé.
Habré de destrozarle para no amarle.
Pero he visto
el movimiento de sus pies dentro de sus zapatos
y he querido seguir viendo
(no imaginando)
el movimiento entero de su cuerpo en simbiosis con mi cuerpo.
Destrozar un poema.
No me inspira
el movimiento de sus pies dentro de sus zapatos.
No le amaré
por el movimiento de sus pies dentro de sus zapatos.
El movimiento          de sus pies dentro de sus zapatos. El movimiento
de sus pies         dentro de sus zapatos. El movimiento de sus pies
dentro de       sus zapatos. El movimiento de sus pies dentro de
sus zapatos.

2 comentarios:

  1. y, dicen que el amor te lleva a la locura... así sea incluso en el edificio que construye un poema.

    ResponderEliminar
  2. Me fascinan tus poemas de crisálida, supongo que es porque tu estás en la zona de vida y luz y yo estoy agonizando en las antípodas.

    ResponderEliminar