miércoles, 16 de enero de 2013

Oublier.

¿Te imaginas alguna vez olvidar este amor? Olvidar como olvidó la mujer de Nevers en Hiroshima Mon Amour. Olvidar el amor del que quisiste morir. Olvidar el amor por el que habrías muerto de haber podido. Olvidar el rostro, la voz. Olvidarme. Olvidar el anular de mi mano izquierda. Olvidar la inscripción: mon tout dans ce monde. Olvidar por qué todo eso y ahora nada. Olvidar que me gustaba tu hueco supraesternal. Olvidar que me pedías que me tumbara sobre tu espalda. Olvidar que me ibas a llevar a París. Olvidar que era torpe y tonta. Olvidar que tenías los ojos como el río Bernesga. Olvidar que bailábamos descalzos, con mis pies sobre tus pies. Olvidar tu cuello. Tu olor. Olvidar.

5 comentarios:

  1. Siempre pensé que olvidar no era bueno, y he aquí la respuesta, olvidar todo eso sería olvidarse a una misma.

    ResponderEliminar
  2. nos encanta tu blog, te seguimos, un beso<3
    http://adolescenteconhormonasdesenfrenadas.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  3. Es precioso Alba ... Olvidar es imposible ..

    ResponderEliminar
  4. Olvidar lo que fuimos y nunca más seremos.
    Olvidar los olvidos.

    ResponderEliminar